Feeds:
Entradas
Comentarios

Posts Tagged ‘Felicidad’

Este será el tercer año que realizo una reflexión un poco antes de la Navidad. El año pasado ya se presentaban una navidades menos abundantes en el plano material, ya que la crisis económica empezaba a asomar. Pero creo que realmente este año ese aspecto está en su punto máximo y serán una de la navidades «menos abundantes» de las que muchos habremos vivido (dependerá de la edad, país, cuestiones personales…).

Por eso, insistiré en algunas cosas que ya dije el año pasado, como que quizás es el momento de SER más  y TENER menos. De vivir más en el aquí y ahora y disfrutar de cada instante, por el mero hecho de estar vivos (que no es poco…).

Aconsejo de nuevo usar los «símbolos navideños» para hacer un anclaje interno, para conectar con nuestra verdadera esencia, para practicar un poco la maravillosa experiencia de vivir en nuestro centro…

NO sabemos hacia donde llevará este cambio de ciclo, pero todo apunta a que el crecimiento indiscriminado es insostenible, a que deberemos ir hacia un posmaterialismo. Eso no quiere decir que tengamos que renunciar a todo lo material, pero sí que tendremos que buscar un equilibrio sostenible.

Y esta época, tradicionalmente asociada al consumo y el exceso, puede ser un buen momento para empezar ese cambio. Para mirar hacia adentro y descubrir esos valores que todos tenemos, esas cosas que no se compran con dinero. Para determinar qué necesitamos realmente y qué no. Para ser un poco más solidarios. Para encontrar el placer en actividades sencillas, que tal vez hemos olvidado. Para sonreír más y quejarnos menos. Para dejar nuestra mente fluir más. Para no aferrarnos a lo superfluo. Para abrazar a las personas que queremos, e incluso a aquellas que no queremos (de momento…).

Para….

Son tantas las opciones, tantas las oportunidades para sentirse bien que no creo que merezca mucho la pena empeñarse en poner la atención sólo en lo que no tenemos.

Esta vez no voy a poner una pregunta. Haré tan sólo una sugerencia: que entre todos, generemos muchas ideas para disfrutar de estas navidades sin necesidad de gastar mucho. Espero vuestras ideas! Pueden ser el mejor regalo para muchas personas.

Mertxe Pasamontes

Read Full Post »

amarras1Leo esta frase Eso es la magia: crear ilusiones de Mag Lari, mago e  ilusionista y me hace pensar: Sí, todos necesitamos un poco de magia en nuestra vida! Y más ahora!

Y con esto doy alguna pista a cómo hacer algo realmente extraordinario, que era lo que comentaba en el post anterior. Seguro que hay muchas cosas necesarias para hacer algo extraordinario, pero un ingrediente básico, que no puede fallar es la ilusión. Y no hablo del sentido de la magia «de algo que en realidad no existe» sino precisamente de la «ilusión de que es posible». Cuando vemos un truco de magia, todos sabemos que en realidad eso que estamos viendo no es posible, pero lo vemos como si fuera posible.

Mi planteamiento es pues este: ¿que pasaría si pensaras que tus proyectos son posibles? ¿cómo actuarías si no tuvieras miedo al fracaso? Y cuidado, no estoy hablando de ser un soñador e ir por el mundo flotando a un palmo del suelo, sino de darse permiso de ilusionarse con algo y creer que es posible. De atreverse a pensar en ello e imaginarlo. De ser osado para dar el primer paso. De tener el valor de, como dice el proverbio chino, alejarse de la orilla y perder de vista el horizonte, para conquistar otras tierras desconocidas…

No es posible hacer un cambio aferrándote a todas tus antiguas creencias, a todas tus seguridades. Está bien que conserves creencias y también está bien que mantengas seguridades, pero algunas tendrás que soltarlas si quieres avanzar. Y la ilusión, junto con la motivación, son los motores que te empujan a atreverte, a seguir e incluso a persistir en momentos difíciles.

Y después de soñar, si seguimos el Modelo creativo de Disney, ya vendrán las fases del Realista y el Crítico (eso solemos hacerlo muy bien!!):

El soñador (el ilusionado!!) contribuye a generar alternativas y posibilidades.

El realista contribuye a definir las acciones.

El evaluador/crítico contribuye a evaluar los beneficios y los inconvenientes.

Todas las fases son igual de necesarias e importantes, tanto en un proceso creativo personal como en uno de equipo y hay que recorrerlas varias veces para tener un buen resultado (creativo y probable). Pero hoy quiero animarte a dar el  primer paso, a que pongas un poco de magia en tu vida!

 

¿Crees que hay magia en tus acciones? ¿Estás ilusionado por tus proyectos? Si respondes que no: ¿Qué crees que necesitarías para poderte ilusionar?

Mertxe Pasamontes

PD. Créditos foto fotocromarte.blogspot.com

Read Full Post »

caminoalegre

Ya comenté en la anterior entrada que me había dejado una parte interesante de la cual hablar: cómo muchas veces somos nosotros mismos los que nos metemos en situaciones que nos conducen a la depresión.

Nos dice Josep López:

Usted, ¿cuándo perdió la ilusión?

En el momento en que entendí la vida como un lugar duro en el que había que sobrevivir y hacer lo que tocaba hacer en lugar de aventurarme a realizar lo que me pedía el corazón, que era escribir.

Os recomiendo releer uno de mis post favoritos: ¿Sigues el camino de tu corazón?

Tal como explica Josep López, hacer lo que creía que debía hacer en lugar de lo que sentía que quería hacer, le llevó a la depresión. Y lo malo de la depresión (como de tantas otras patologías) es que aunque parezca extraño, te acostumbras a vivir con ellas. Te acostumbras a ver el lado negativo de la vida, a creer que tú no tienes  ningún poder para cambiar nada, te sientes impotente…

Y no es fácil salir, pero se puede. Pero para eso hay que tener valor y coraje : valor para asumir la parte que nos corresponde, la parte de responsabilidad de nuestra situación y coraje para cambiar aquello que sea necesario. Puede que eso suponga renunciar a cosas que creíamos importantes, a cosas que nos ha costado un esfuerzo conseguir…..pero que no nos hacen felices.

Y aunque todo cambio es difícil, la recompensa es enorme. Es darte la oportunidad de vivir un camino con corazón, en lugar de uno hecho de múltiples obligaciones. Como ya cité en el anterior post:

¿Tiene corazón ese camino? Si tiene, el camino es bueno; si no, de nada sirve. Ningún camino lleva a ninguna parte pero uno tiene corazón y el otro no. Uno hace gozoso el viaje mientras lo sigas, eres uno con él. El otro te hará maldecir tu vida. Uno te hará fuerte, el otro te debilita.

¿Qué camino sigues tú? Y si no es el que te gusta, ¿qué excusas te das para no hacerlo?


Mertxe Pasamontes

Read Full Post »

contemplando

En un Blog como este en el que abogo por el pensamiento positivo (entendido como optimismo inteligente) no puedo dejar pasar las bellas palabras que nos ofrece Josep López, escritor y asesor de escritores, en la entrevista que le realizan en La contra. Lo primero que haré es citar lo que más me ha gustado de lo que dice:

No hay que sustituir la ilusión por esos pésimos actores secundarios: el positivismo o el conformismo. Hay que aceptar la realidad y a uno mismo con sus limitaciones, pero no hay que dejar de escuchar lo que nos dice el corazón, esas cosas que te hacen vibrar. Y cuando pierdes la ilusión, tienes que pararte e intentar recordar qué es lo que en algún momento te hizo vibrar y reconducir tu vida hacia eso. […]

La ilusión no sólo es proyectarte hacia el futuro pensando que aquello que deseas algún día se hará realidad, sino alimentar el presente con ilusión. La ilusión no huye del presente, significa estar en tu camino, haciendo lo que tú quieres hacer. Tendemos a pensar que la ilusión es una huida del presente.[…]

¿Qué ejercicio propone para conseguir vivir ilusionado?

La conciencia, tomar conciencia cada día de cómo estás, de cómo te sientes y ser consciente de que tú eres algo más que eso que estás sintiendo. Tendemos a identificarnos con nuestras emociones, pero nosotros somos algo más que nuestras emociones, así que podemos transitar por ellas y decidir si queremos seguir estando tristes o cambiar.

Y todo esto que dice, tiene muchas resonancias: vivir el aquí y ahora, desapegarse y desidentificarse, las palabras del genial Eduard Punset «la felicidad está en la sala de espera de la felicidad», tener ilusión, seguir el camino de tu corazón, etc. De todo ello hemos hablado en múltiples entradas. La pregunta es, ¿pero realmente lo haces?

La vida cotidiana nos arrastra en su ritmo en múltiples ocasiones. Estamos además sometidos a miles de estímulos externos y no pocas presiones. Muchas veces la vida parece más una huida hacia adelante que no un ejercicio meditado en el que vamos hacia dónde deseamos. Incluso creo que no siempre es fácil saber lo que quieres realmente, lo que está alineado con todo tu ser, lo que supone tu Norte personal.

Como dice uno de mis maestros, Vicens Olivé: Tener un Norte Personal significa establecer un compromiso consciente con lo substancial, en lugar de mantener un compromiso inconsciente con lo insubstancial.

¿Cómo es tu compromiso contigo mismo? ¿Sabes qué es lo substancial para ti?¿Y que estás dispuesto a hacer para tomar conciencia de ello?

Mertxe Pasamontes

Read Full Post »

Un post más de la serie PNL para todos, en lo que nomo viene siendo costumbre, os invito a mirar primero el vídeo.

La situación que el anuncio muestra al principio es lamentablemente una circunstancia que se repite a menudo. Sin entrar en conflictos que pueda haber de fondo, lo que seguro hay, es un problema «de comunicación». La convivencia larga puede generar que las personas, en lugar de estar cada vez más cerca, hagan lo contrario y  se enroquen más en su propia posición, «se cierren en su propio mapa». La gracia del anuncio es precisamente la habilidad del hijo para darse cuenta de que «otro estilo comunicativo» cambiaría totalmente la relación.

Porqué siempre podemos mejorar nuestro modo de comunicarnos, que depende de lo cultural, como dice Francisco J. Ayala, darwinista: Esa evolución cultural es un proceso continuo de mejora. No tiene un destino.

¿Cómo te comunicas con los demás? ¿Te enrocas o te acercas?

Mertxe  Pasamontes

Read Full Post »

Cascada-Seljalandsfoss-web

Creo que es imprescindible ver el último programa de Redes de Eduard Punset en que entrevista al psicólogo Gary Marcus y este explica su decálogo para ser «más felices». Pongo más felices entre comillas ya que como encontrareis en el último consejo, la felicidad, en palabras del propio Punset, se encuentra en la antesala de la felicidad. Osea, la felicidad está en cada momento que vivimos, en todo el camino que nos conduce (o no) a nuestras metas.  Cuando te vas de vacaciones a un país desconocido, por tu cuenta, la felicidad empieza en el mismo momento en que eliges el destino, empiezas a buscar información, te haces con una buena guía del lugar, vas descubriendo poco a poco aspectos del país que hasta entonces desconocías, preparas la ruta, etc. Luego realizas el viaje, has llegado a la meta. Y cuando vuelves, rememoras los momentos, miras las fotos,explicas anécdotas, etc… ¿Es por tanto sólo el momento del  viaje el que te da felicidad?

Os copio el decálogo:

1. Plantéate hipótesis alternativas

2. Reformula la pregunta

3. La correlación no implica causalidad

4. Anticípate a tu propia impulsividad

5. Haz planes para prevenir cualquier eventualidad

6. No tomes decisiones importantes cuando estés cansado

7. Toma distancia de las cosas

8. Intenta ser racional

9. Prioriza

10. La felicidad se encuentra en la sala de espera de la felicidad

En muchas de las entradas realizadas en este Blog he citado a personas entrevistadas en La Contra. Es una manera que yo utilizo para inspirarme, pero también es cierto, que la mayoría de esas personas destacan por tener un pensamiento poco convencional (punto 1), hacerse nuevas preguntas (punto 2), planificar de algún modo sus vidas (puntos 4 y 5), intentan guiarse por su razón (punto 8), saben cuales son las cosas importantes (punto 9) y creo que tiene muy claro el punto 10.

Ser racional no se refiere aquí a no estar en contacto con nuestra parte emocional, sino a ser capaces de recordar y aplicar los puntos de la lista y pensar antes de actuar.

Me parecen además unas preguntas geniales para realizar un proceso de coaching. Por tanto, sólo me queda decirte: ¿Cuáles de esos puntos crees que cumples? ¿Crees que tu vida mejoraría si cumplieras algunos más?

Mertxe Pasamontes

Read Full Post »

Atardecer-zen

La entrevista a Javier Sádaba, catedrático de Ética, no tiene desperdicio.  Resalto no obstante el fragmento que más me ha gustado:

La vida buena, la felicidad, hay que currársela, no viene dada como un don del cielo. Y al final lo que uno hace es respirar bien: algo que está en potencia y uno lo pone en acto.

¿Con qué herramientas contamos?

Al final el objetivo es llegar a ser tú mismo, construirte, y para ello es necesario conocerse bien, saber lo que uno puede, cuáles son sus poderes, y desechar lo que no puede. Otra es saber estar bien con los demás.

Eso es muy difícil.

Habría que repetir una y mil veces aquella frase de Bergamín: «Sólo los solitarios son solidarios».

Hay que empezar por uno mismo.

Hay que saber de uno y, después, saber salir a los demás. Si uno es egoísta, aparte de que no hay nada más feo, se achica a sí mismo. Uno crece si crece con los otros. Desarrollar un altruismo inteligente es al final lo que merece la pena.


Los dos aspectos que comenta me parecen fundamentales y los he tratado en algunas ocasiones:
Conocerte a ti mismo: sólo a través del autoconocimiento podrás saber quién eres y conectar con lo que quieres de verdad.

Relacionarte con los demás: y sólo  a través de la relación con los demás puedes adquirir nuevas dimensiones que van más allá de ti mismo.

El trabajo sobre estos aspectos son los que tendrían que llevar la mayor parte de nuestra energía, dedicación y esfuerzo. Forman parte del camino a la felicidad. Sin embargo, en general son otras cosas las que centran nuestro tiempo, no nos detenemos a conocernos bien, sino que nos tragamos lo que los demás dicen de nosotros como si fuera cierto. Tal vez incluso permitimos que sean otros los que nos digan qué tenemos que querer.

Y a la hora de relacionarnos, muchas veces se hace de un modo superficial, sin autenticidad, sin verdadera intimidad. Porqué para relacionarte desde tu esencia, tienes primero que saber quién eres. Y eso cuesta un esfuerzo que pocos están dispuestos a hacer.

Y el resultado de todo eso, lo vemos a diario, tanto en nosotros,  como en los demás, como en el propio mundo. Tal vez haya llegado el momento  de un nuevo posicionamiento en nuestra vida, un nuevo contacto con nosotros mismos, más profundo y auténtico.

¿Crees que te conoces bien? ¿Te relacionas  con los demás de manera auténtica?

Mertxe Pasamontes

Read Full Post »

orquidea1

Después de la entrevista en la  Contra a Josep M. Esquirol, me quedé todavía con ganas de hablar un poco más sobre el concepto «tiempo» y su manejo. Lo mismo que me pasó con Marzano y el tema de la autoayuda (malentendido bajo mi punto de vista). Y cuando buscas algo, tu cerebro se encarga de  ofrecerte respuestas y algunas las he encontrado en la entrevista del suplemento dominical del Periódico a Michel Onfray.

Onfray filósofo atípico,provocador y de ideas poco convencionales, nos habla en esta entrevista de un arte de vivir hedonista, orientado hacia el ser. Esto en primera instancia podría parecer un poco más de autoayuda facilona pero se revela en él del siguiente modo:

[…] Yo prefiero una verdad que duele a una mentira que calma, pero cada uno puede preferir el opio de la ilusión a la realidad. Mi reproche a la ilusión es enemistarnos  con la única certeza que tenemos: la vida es aquí, aquí y ahora.

[…]

Hedonismo filosófico es el que pone el ser en el centro y el tener en la periferia. Y el vulgar es a la inversa. Hedonismo vulgar es tener una casa grande, una mujer guapa..

– O sea, lo que nos vende la publicidad.

Exactamente. Consumir, tener, enriquecerse. Ser alguien ante la mirada del otro, no por ti mismo. El hedonismo filosófico no es tener cosas, sino disfrutarlas. Tener verdadera percepción de lo que disfrutas, una percepción del amor, de la amistad, de tu presencia en el mundo.

No podemos negar que es un pensador atrevido y dice cosas que a muchos pueden ofender, pero que da de lleno en algunos de los puntos esenciales de la existencia: vivir el presente y ser tú mismo, por ti mismo y no por lo que poseas. Se carga también el consumismo ramplón, ése que nos ha llevado por la parte que nos toca ( la de la ingeniería financiera daría para otra entrada)  a la situación de crisis actual. Y por último pero no menos importante, derriba totalmente la falsa ilusión, el punto en el que Marzano y yo estaríamos totalmente de acuerdo si tuviéramos ocasión de hablar.

He defendido y seguiré defendiendo la ilusión como motivación, como ayuda para pasar a la acción, pero no como el mismo Onfray dice, como anestesia. Hay que huir tanto de los libros como de los falsos  gurús que nos venden una felicidad fácil, accesible sin esfuerzo, para todos y en todo momento. La felicidad, la estabilidad emocional, la posibilidad de disfrutar de las cosas cuesta también un cierto esfuerzo ( a unos más y a otros menos).  Y rara vez nos viene dada sin hacer nada.

Y siempre y cuando no olvidemos que el único tiempo en el que se conjuga la felicidad es en el presente.

¿Eres feliz ahora o lo dejas para mas tarde? ¿Responden tus ilusiones a posibilidades reales o son un refugio para el autoengaño?

Mertxe Pasamontes

Read Full Post »

9788425343186 Esta historia empieza para mí en un Cava&Twitts en que conozco Bloguzz y la labor que hacen. Entro en su página y decido apuntarme como Blogger que se supone que soy. Miro las promociones que hay en ese momento y una me llama poderosamente la atención: El frío modifica la trayectoria de los peces. Es un libro del que no conozco el autor, pero el título me cautiva así como el diseño de la portada, con todos esos peces nadando. Entro a seguir indagando (curiosilla que es una) y me encuentro un vídeo que me impacta por su sencillez y estética, es casi  como un cuento. Así que me digo, ¿por qué no?. Y así empieza la historia.

Tal vez os estéis preguntando porqué os explico todo eso para hablar de un libro. La explicación es muy simple: porque el libro trata precisamente de eso, de cómo las casualidades, los encuentros inesperados, las cosas pequeñas del día a día cambian……..la trayectoria de los peces.

En el  vídeo ya se explica el argumento del libro, la historia de un niño de 11 años que recibe la noticia de que sus padres quieren separarse. Pero para mí eso no es más que un hilo conductor de la historia ya que la verdadera historia no es la de una separación sino una metáfora de la vida actual. Una vida que como hemos comentado en otras entradas, vivimos muchas veces demasiado deprisa, demasiado ocupados en nuestros propios problemas, sin apenas mirar a las personas con las que nos cruzamos. Una vida que vivimos sin prestar atención. Y la atención es fundamental para descubrir las oportunidades que te pasan a diario por delante de tus ojos.

Y es fundamental también ser capaz de darnos cuenta que no vivimos solos, que nuestras vidas se interrelacionan a diario con muchas otras y que es en ese cruce de caminos en donde todo adquiere sentido.

Eso es lo que puedes descubrir en esta novela, una nueva mirada fresca e incluso a veces un poco inocente, a nuestras vidas. La mirada de un niño. Pero recordemos que todos deberíamos conservar ese niño interior, esa parte nuestra que cree en los sueños y que cree en la posibilidad de que estos se cumplan. Os dejo algunas frases que me han gustado especialmente:

La naturaleza humana se revela ante los problemas.

En esta vida, cada cual va a lo suyo.

Pero hasta los estribillos más dulces, a fuerza de repetirse, se te mete la cabeza y resultan insoportables.

El amor es como ún taxi, si no se para y hay que correr tras él, es que ya está ocupado. Para encontrarlo, simplemente hay que saber esperar en el lugar adecuado.

Estas son mis frases. Espero que los que os animéis a leer el libro encontréis las vuestras.

Advertencia: si estás buscando alta literatura o un  libro sesudo, éste no es tú libro. Sólo lo es si tienes ganas de recuperar una cierta mirada inocente y positiva sobre la vida.

¿ Crees que tu vida se ve influida por todas aquellas personas con las que te relacionas? ¿ Crees que los sueños pueden cumplirse?

Mertxe Pasamontes


Read Full Post »

camino

Genial la entrevista de la Contra a Clément Rosset, filósofo que nos enseña que se puede vivir la alegría simplemente por el hecho de ser, de existir, a pesar de las decepciones que la vida pueda ocasionar. Citaré en primer lugar algunos fragmentos que me parecen reveladores:

Con Nietzsche aprendí la aprobación incondicional de la vida. ¡Qué regocijo, conocer la tragedia de que no hay más mundo que este mundo sin historia! Y me repito con gozo aquel epitafio de Martinus von Biberach…[…] Cioran me aseguró que fue un autor de epitafios… Nada se sabe de él con certeza. ¿Y eso importa? Le cito: «Vengo de no sé dónde. Soy no sé quién. Muero no sé cuándo. Voy a no sé dónde… Me asombro de estar tan alegre«. La alegría nace del ser, de lo que es, de lo real, y es activa. La tristeza nace del deseo, de lo que no es, de lo irreal, y es pasiva.

Aclare.

La visión trágica de lo real es lucidez: es la visión que constata que nuestra vida resiste ¡pese a las infinitas razones para hallarla ridícula, miserable o absurda! He ahí la alegría. Vivir es, en sí mismo, alegría.

Dijo nuestro Llull: «Puesto que existimos, ¡alegrémonos!». ¿Es eso?

El deseo es penoso y su realización, aún más penosa. Es ilusión. La desilusión, en cambio, engendra serenidad. Saber esto posibilita la sabiduría de la alegría: ¡alegrémonos, ya sabemos que lo peor es inevitable!

Ya le llaman «filósofo de la alegría».

Denomino «fuerza mayor» a esta alegría sin miedo ni esperanza, sin objeto ni motivo, que aprueba la existencia en su integridad ¡por trágica que sea! Esta alegría es su propia causa y su fin, ¡es la fuerza mayor!

Me parece que Rosset hace un verdadero canto a la vida, a la felicidad en sí misma, por el hecho de encontrarnos vivos, sin que tenga que mediar ninguna razón para ello. No deja de ser una visión de la que ya hemos hablado en otras entradas, un tipo de pensamiento que converge con el pensamiento oriental y con el zen: el hecho de disfrutar la existencia en su propio devenir, cada momento, cada instante, cada suspiro…. Es ese estado en que disfrutamos del camino tanto como de la llegada. Tal vez no haya que llegar a ninguna parte si el camino que escogemos tiene corazón y es tu pasión. Cada momento se convierte entonces en gozo y disfrute, no hay nada que esperar para ser feliz, ya que la felicidad está a cada instante.

Sé que muchos pensarán que sólo unos pocos afortunados pueden escoger ese camino, pero mi pregunta es qué te impide a ti estar entre esos escogidos, que hacen de su vida un viaje placentero y disfrutan de cada instante. Y por favor, no me respondas que es el dinero…..

¿Te consideras una persona feliz? Si no lo eres, ¿qué te lo impide? Revisa la respuesta anterior, ¿está seguro de que es eso lo que te lo impide?

Mertxe Pasamontes


Read Full Post »

Older Posts »